Gatos domésticos. Tenemos el enemigo en casa.

Por último, los autores realizaron un cálculo sobre el posible número de presas capturadas durante el período estudiado para toda Gran Bretaña. Partiendo de una población de 9 millones de gatos, éstos podrían estar capturando unas 92 (85–100) millones de presas, incluyendo 57 (52–63) millones de mamíferos, 27 (25–29) millones de aves y entre 4 y 6 millones de reptiles y anfibios.

Queda claro que el impacto de los gatos sobre la fauna silvestre puede llegar a ser importante y por lo tanto es necesario limitar el acceso de los gatos a la fauna silvestre en general. La utilización de cascabeles y la limitación de movimiento durante la noche podrían ser las primeras medidas a tomar, sin olvidar un control efectivo de las poblaciones de animales ya asilvestrados.

Fragment de l’article publicat a Ciencia y Caza

Per llegir més

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × uno =